martes, 3 de diciembre de 2013

Merluza con cebolla y almejas #RecetasSolidariasParaNavidad






Esta semana la verdad es que lo que menos importa es la receta, yo quería explicar y enseñar como conseguir que un pescado congelado, llegue casi a la categoría de fresco. Es un truco que me enseño un pescador y realmente se han rendido a mi pescado tuneado, mas de una persona entendida en pescado fresco.

No todo el mundo tiene acceso al agua del mar. Os daré las dos opciones:



Cogeremos agua de mar que llevaremos a ebullición para poder limpiar cualquier resto indeseado. dejaremos enfriar a temperatura ambiente. 
Pondremos un limón exprimido por litro de agua aproximadamente. 
Dejaremos descongelar el pescado en esta agua dentro de la nevera.
Cuando el pescado este frío pero descongelado lo sacaremos del agua secaremos muy bien con un paño y listo.
Podéis pasar a cocinarlo como si se tratara de pescado fresco. Solo una observación, controlar la sal, el agua del mar ya es salada.


Si no tenéis agua de mar lo descongelais en agua y limon pero sin sal.


VAMOS A EMPEZAR
En una cazuela pochamos la cebolla a fuego lento y cuando este transparente le añadimos la pimienta y el vino dulce. dejamos evaporar el alcohol y un poquito de liquido si fuera necesario.
Es esta salsa abrimos las almejas y reservamos.

Ya tenemos la merluza descongelada y la hemos secado muy bien con un paño. 
La ponemos en una bandeja de horno con un chorrito de aceite, yescas de ajo por encima y un poco de pimienta.
La metemos en el horno 10 o 15 minutos previamente precalentado a 180º.

Emplatamos 

En un plato hacemos una cama de cebolla y almejas luego colocamos el pescado y decoramos con unas almejas.




























No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada