domingo, 10 de noviembre de 2013

¿Cómo se hace? un falso solomillo de cerdo #RecetasSolidariasParaNavidad










Otra receta con la que participo en una iniciativa preciosa y solidaria que corre ya como el agua por las redes sociales.
Ahora ya con un blog donde se recopilan todas las recetas que los blogueros vamos aportando.








¿Qué os parece nuestro cartel?, bonito ¿verdad?.
Gracias José Manuel por tu trabajo y tu dedicación , a Helena del Valle que aunque no quiere que la nombremos porque este blog es de TODOS los que participamos y los que lo aprovecharán es un lujo como persona y como amiga.






Quiero decir que yo soy ama de casa, que cocino para los mios y solo pretendo enseñar como aprovecho la carne con estos cortes.
Desde hace muchos años me gusta cortarme las piezas de carne, pollo, conejo, pescados.
Cuando vivía mi abuela, ella que si era carnicera me indicaba como hacerlo.
Ella me decía: mira la carne que te dirá por donde has de meter el cuchillo y es cierto, a fuerza de cortar, siempre con un cuchillo muy, muy bien afilado, vas aprendiendo.

Y ahora, el protagonista de esta entrada,un animalito del que se aprovecha todo y del que nos gustan hasta sus andares, el CERDO.



El cerdo en estos tiempos de crisis es muy socorrido, pero todavía podemos abaratar más su precio si de una pieza como es el lomo que no suele estar a mas de cinco euros el kilo lo convertimos en solomillo.

Esta pieza de carne la solemos encontrar con su grasita entreverada por la parte de fuera de la pieza, un poco de tocino y una parte interior libre de toda grasa.

Esta parte interior es la queremos partir dejando una pieza redonda y alargada y del mismo grosor tanto por una punta como por la otra, cosa que un solomillo no tiene.


Cortando la pieza de carne de esta manera, vamos a aprovecharla para distintos guisos o incluso para hacerla a la plancha, ya veréis cuantas utilidades tiene.






Cortamos como vemos en la foto primero los extremos, la misma grasita nos indica donde empieza verdaderamente el lomo y donde la carne magra.
Hacemos primero un corte, separamos un poco la carne y seguimos cortando hasta llegar al final.
Por los dos extremos.
Estos dos piezas pequeñas y alargadas que hemos sacado de unos tres centímetros de grosor, se pueden usar picadas para una salsa para la pasta, macarrones o cualquier guiso que la requiera.







Dándole la vuelta al centro que hemos dejado limpio veremos que por la parte de abajo tiene algo de tocino, podemos quitarlo y aprovecharlo para mechar carnes, ya he dicho que se utiliza todo, o bien dejarlo y si hacemos esta pieza al horno nos quedará mucho más jugosa



Si decidimos quitarla, con el cuchillo muy afilado, ponemos la parte del tocino que de a la tabla de corte.
Pasando el cuchillo entre el tocino y la carne, apretando esta por encima un poco con una mano , cortamos y vemos como va saliendo limpio, se va tirando del tocino y seguimos cortando, poco a poco, no queráis sacarlo todo a la vez y de un solo corte.


Bien, ya tenemos por un lado los extremos para guisos, pasta, etc, el tocino para mechar o salar, se congela hasta que sepamos que preparación darle.
Como vemos ya nos va quedando redondo la pieza central.




Si todavía lo queremos más redondo como veis aquí, cortamos dos piezas más, esta vez más finas, de cada extremo, estas ya las podemos aprovechar para plancha o empanar.

Ahora ya tenemos una pieza sin nada de grasa, que asemeja a un solomillo, y lista para su uso.
Igualada por los dos extremos, para un solomillo Wellintong, envuelto en hojaldre o para hacer libritos rellenos o al horno, o empanar cortados en filetes muy finos queda ideal.




Ya veis, como la carne de la foto, marcada en la sartén, luego al horno con el mismo aceite con la que lo hemos marcado, salpimentada y hecha unos 20 minutos.
Al sacarla la dejamos templar para que no suelte jugos y cortamos muy fina como un rosbif.
Nos quedará jugosa y con cualquier salsa que hagamos, cortada a filetes muy finos os aseguro que nos tendremos un plato por muy poco dinero pero muy rico.
Esta receta no pensaba ponerla porque no me gustaron las fotos, pero vale para que veáis como queda el corte de la carne hecha.
Espero que os sirva de ayuda y que podamos economizar todavía más si cabe.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada